30 dic. 2008

El mundo tiene que cambiar

para muestra un botón:

Me parece sensacional que el gobierno de EEUU siga caminando a asegurar el hundimiento del Titanic, mientras viaja en él. Ahora va a rescatar a General Motors, pero lo que es de verdad una broma de mal gusto, es que su presidente ejecutivo, esté cobrando 16 millones de dólares de sueldo al año. Total para estar la compañía como está, hubiera dado igual que estuviera cualquier otro. Mucho sueldo es ese por llevar a su empresa a la ruina. Realmente una broma de mal gusto. Extraído del sensacional blog de Cárpatos.

Mientras este mundo esté dirigido por ejecutivos que se van a forrar independientemente de lo bien o mal que hagan su trabajo, no podremos conseguir que el sistema funcione.

Me gustó especialmente cuando leí "La catedral del mar" el dato de que en aquellos tiempos a los prestamistas o banqueros si se quedaban sin fondos (como ha pasado con tantos bancos este año), los colgaban públicamente en la plaza del pueblo.