20 dic. 2005

Alonso nos vuelve a asombrar.

El anuncio del fichaje de Alonso por Mclaren nos ha pillado a todos desprevenidos.

La verdad es que yo como seguidor de la Fórmula 1 desde hace muchos años, pensaba que la opción fácil era quedarse en Renault, ya que es una escudería que suele hacer coches imbatibles capaces de hacer campeones del mundo a pilotos como Mansell, Hill o Villeneuve (o a un cuarentón Alain Prost), que ni en sueños tienen la habilidad de otros pilotos con los que competían esos años con coches muy inferiores.

Sin embargo, Alonso ha apostado por una marca que siempre ha estado entre las fuertes de la Fórmula 1, los Mclaren siempre dan el nivel, aunque no siempre han tenido coche ganador, siempre han estado entre los buenos, además Mclaren es de las pocas que le gusta tener a 2 pilotos competitivos y que luchen entre ellos, aunque Coulthard no es precisamente un ejemplo claro de ello, sí lo han sido los años de Senna-Prost, Lauda-Prost o el más reciente Raikkonen-Montoya, cosa que provoca que si Mclaren tiene el mejor coche, al menos los aficionados nos podemos divertir con la lucha sin órdenes de equipo de sus pilotos.

Pero lo que más me ha gustado de la decisión de Alonso es comprobar que se ha ido a un equipo en el que Telefónica no podrá entrar (a no ser que se fusione con Vodafone). ¿Por qué digo esto?

Pues porque Alonso ha llegado a la Fórmula 1 fichado y no pagando como Gené o De la Rosa, por poner los 2 ejemplos españoles más recientes, sangrante fue el timo que le hizo Jordan a Repsol, que le cobró un pastón por tener a De la Rosa como piloto de pruebas.

Me molestó mucho ver que Telefónica ponía pasta en Renault, pues no hacía falta, Renault ya tenía patrocinadores y podía conseguir otros, yo no voy a llamar más por ver un alerón con las letras Telefónica.

Y lo más cachondo es que Telefónica este año ha dejado tirados a los motociclistas que sí que necesitan ese dinero que ni Alonso ni Renault necesitaban de Telefónica, pues toma Alierta, ahora Alonso anunciando Vodafone.

Bravo por Alonso, que una vez más demuestra que no necesita del baboseo nacional para estar donde está.

Lo vuelvo a recordar, a Alonso lo ficharon porque era bueno, y los que lo ficharon necesitaban un piloto ganador, esas chorradas de que apostaron por él cuando no era nadie son eso, chorradas, todos los que apostaron por él querían algo, y lo han conseguido, ninguno se puede quejar del resultado que les ha dado.

Y Telefónica debería pensar más en como su promoción de cantera "Fórmula Movistar" consiguió que Pedrosa no dejara las motos y se pasara al ciclismo, darse cuenta que lo que hay que cuidar es la base y así conseguirá que todos seamos azules.