19 may. 2004

Adiós mandos en el volante

Una de las cosas que más orgulloso me hacían sentir de mi coche eran los mandos de la radio en el volante.

Hace un mes aproximadamente, la lente del lector de cds del coche murió, por lo cual me acerqué a la Citroen a preguntar cuánto me cobraban por cambiarla. Ante los 90 euros más mano de obra que me pedían, decidí aprovechar la ocasión para pasarme al lector de mp3.

Lo primero que hice fue intentar buscar algún modelo que fuera compatible con mis queridos mandos en el volante, pero fue imposible, así que tuve que pensármelo mucho antes de decir adiós al uso de esos queridos botoncitos.

Al final por 79 euros más iva, he comprado el Easy Sound Voyager y ahora tendré ante mí la tarea de hacer yo mismo el cambio del aparato.

Ya no tendré el poder en el volante, tendré que estirar el brazo para cambiar de emisora o subir y bajar el volumen.

A cambio, tendré la ventaja de no tener que cambiar el cd a diario, podré usar un regrabable y tendré música variada durante toda la semana, posiblemente escucharé mucho menos la radio, aunque dudo que abandone el rato de Jungla del viaje de cada mañana.

Por cierto, que trae un mando a distancia... igual con velcro se puede hacer algún invento para tener el poder en el volante.