26 abr. 2005

La carta abierta

de hoy para todos esos artistas o deportistas españoles que fijan su residencia en paraísos fiscales para no pagar los impuestos tal como los pagamos nosotros.

Que sepáis que muchos de vosotros gozáis del favor y admiración de mucha gente que trabajan muchas más horas que vosotros y en trabajos que ni siquiera les gustan ni soñaban con esos trabajos de pequeños.

Esa gente, en estas fechas tan entrañables han recibido un papel de su empresa en el que se detallan sus ingresos brutos, netos y la retención que se les ha ido haciendo durante el año.

La suma de esa retención, al final de año, quizá a vosotros os daría risa, pero gracias a la suma de esas "pequeñas" cantidades, se construyen los campos de futbol, teatros, circuitos, antenas de televisión... en fin, todo lo que hace que vosotros seáis lo que sois.

Vale que cuanto más ganas mayor es el porcentaje que se queda Hacienda para construir carreteras, hospitales, campos de futbol y teatros, pero ya firmaríamos todos los curritos de España que nos tuvieran que retener lo que os retendrían a vosotros si tuvierais la dignidad de pagar vuestros impuestos en vuestro país, pues significaría que nuestros ingresos "netos" serían mucho más altos que los que tenemos ahora.

Pero es que para colmo, tenéis patrocinadores que ganan dinero gracias a lo que del "neto" que nos queda pagamos, sin opción a elegir en muchos casos, como Repsol, Telefónica, Fortuna... y los que no me vienen ahora a la cabeza.

Así que un poco de humildad y no paseéis tanto la banderita.