25 abr. 2005

Soplándole a la sopa fría

Un buen fin de semana, ya tocaba volver a los viejos rituales de antaño, que tenía un poco dejados últimamente.

El sábado partido de tenis en la cumbre, ríete tú de Ferrero y Nadal, ahí estuve yo dando el callo el sábado por la tarde, sudando la gota gorda y acabando otra vez con llagas en los pies. Nota mental: Comprar bambas nuevas, que estas llevan 3 partidos y todavía me hacen rozaduras en los meñiques, conclusión: no sirven para jugar a tenis.

Y el domingo, de vuelta al Corredor de Llinars, ya tocaba volver a coger la bici, después de fallar 3 domingos seguidos, mi estado de forma es lamentable, me falta potencia y fondo, así que ya puedo espavilar, porque no me gusta ser el último de la fila por no estar a mi nivel. Eso sí, menudo almuerzo nos pegamos en el restaurante, y como alegramos la vista... :-)____

En fin, que aproveché el viernes pre-Sant Jordi para ir a la biblioteca y cogerme un par de libros, y me regalaron uno de ilustraciones de Bradbury. Porque actualmente Sant Jordi, se ha convertido en causa de deforestación, y no quiero colaborar. :-P