17 ene. 2005

Drácula

Este fin de semana apenas he visto la luz del sol.

Las nubes del domingo a las 8:30 de la mañana sirvieron como excusa para no salir en bici.

Las salidas nocturnas de viernes y sábado fueron completitas y saldría a diario a buscar esa oportunidad que por estadística algún día llegará.

En fin, que el invierno y sus pocas horas de sol, hacen que no sea bueno levantarse a las 3 de la tarde si se quiere aprovechar el día al igual que uno ha intentado alargar la noche lo máximo posible.