7 sept. 2005

Alonso príncipe de Asturias

Cualquiera que siga las noticias, no hace falta que siga el mundial de fórmula 1, sabe que allí donde va Alonso ondean las banderas asturianas.

Quizá sea por eso que le han dado el Premio Príncipe de Asturias de los deportes.

La verdad es que nunca le he dado ninguna importancia a ese tipo de premios, de hecho no me había fijado mucho en ellos. Recuerdo que se lo dieron a Indurain, Carl Lewis... no sé a quién más, pero me pareció lógico.

Sin embargo, ayer aluciné al oír la lista de deportistas a los que Alonso había superado en la votación: Angel Nieto (12+1 títulos mundiales), Carlos Sáinz (2 títulos mundiales), André Agassi (30 pico años y aún entre los mejores, y de su historial mejor no ponerlo aquí porque no acabo ni mañana).

¿Por qué se lo han dado Alonso?

Pues está claro, Alonso está de moda y todo el mundo quiere una foto con él, y los miembros del jurado no han sido una excepción.

Me gustó oír como Alonso agradecía el premio leyendo una nota de prensa que le han debido escribir sus representantes, por su tono de voz se entendía que estaba perplejo y que se la traía bastante floja, como dijo él hace tiempo: "los mismos que hoy te suben en un pedestal mañana te estarán criticando", o ¿nadie recuerda hoy lo que decía cantidad de gente el año pasado sobre Alonso?.

Esperemos que no pase nada raro y Alonso gane el mundial este año. Y el año que viene por estas fechas, no os olvidéis de lo que opináis hoy en día sobre Alonso, os lo apuntáis en la agenda, en el blog o donde os dé la gana.

Lo digo porque Alonso ya era un prodigio hace muchos años y si el año que viene por lo que sea, Ferrari o Mclaren vuelven a ser mejores que Renault y Alonso no gana el mundial, seguirá siendo un prodigio y en mi opinión el mejor piloto de fórmula 1 de la actualidad (opinión que nunca podrá demostrarse pues no veremos correr con coches iguales a Schumacher, Raikkonen y Alonso para comparar en igualdad de condiciones).

Bueno, este post era para criticar el peloteo que se practica en este país, el querer salir en la foto a cualquier precio.

Conclusión: Ha hecho más méritos Alonso para ser Príncipe de Asturias que Felipe de Borbón, que ni siquiera nació en Asturias (creo...).