19 sept. 2005

Manga larga

Como decía la emocionante todavía canción que nos despidió de la serie que marcó a una generación... "el final del verano llegó...".

Sí, faltan unos días para que llegue oficialmente, pero aunque al sol no haga frío, a la sombra pega una rasca que no veas...

Llega la época de poder hacer deporte al aire libre sin tener que madrugar.

Llevo más de 2 meses sin jugar al tenis y el campeonato social al que juego cada año está a punto de empezar, el hecho de saber que no voy a tener toque me desmotiva a la hora de apuntarme, lo que voy mejorando durante el año, lo voy perdiendo con los parones, y veo que pasan los años y no mejoro, una pena.

En cuanto a la bici, como en agosto ya me acostumbré a salir solo con la btt, cosa que solo hacía con la de carretera antes, puede que me abra más posibilidades al deporte solitario, sin tener que quedar con nadie.

Este sábado sin tenerlo previsto acabé en el concierto de Hotel Cochambre en Montornés, por suerte fue en pabellón cubierto, porque hacía un frío del bueno, después de haber estado casi todo el día lloviendo. Y sí, tocaron la canción que suena ahora mismo en la radio, la del soldadito marinero del fito... es bonita la canción, y con mensaje... "de esas que dicen te quiero si ven la cartera llena", pos yo ni con esas... en fin, el final del verano... qué penita... quiero seguir haciendo fotosíntesis al lado del mar.